Skip to content
Presupuesto Gratuito

Energía verde y energía renovable, ¿es lo mismo?

Los combustibles fósiles (como el carbón, el gas o el petróleo) son uno de los principales problemas a los que se enfrenta el medioambiente. Se trata de una fuente de energía no renovable que se ha ido explotando sin tener en cuenta sus consecuencias a largo plazo.

Por este motivo, las fuentes de energía alternativa están emergiendo y cada vez son más países los que están fomentando su uso. Sobre todo, la energía solar fotovoltaica está revolucionando el mercado y ofreciendo a las empresas un desarrollo y crecimiento favorables.

La energía verde no solo contribuye a la descontaminación del medio ambiente, sino que también asegura una vida más longeva al Planeta y un futuro más sostenible a las personas que vivimos en él.

¿Qué significa energía verde o limpia?

Las energías verdes, también conocidas como energías limpias, son todas aquellas que no producen ningún tipo de contaminación ni emisiones de CO2 al consumirlas. Este tipo de energías también pueden clasificarse en renovables o no renovables.

Diferencias entre energía verde, energía renovable y energía no renovable

Las energías renovables son aquellas que no se agotan, pero hay que tener en cuenta que no todas las energías limpias son renovables. No se agotan por su gran cantidad o simplemente porque el abastecimiento de ésta nunca acaba. Un ejemplo de energía verde renovable sería la solar, puesto que proviene del Sol y es completamente ilimitada.

Tipos de energía verde

A través de las nuevas tecnologías, somos capaces de transformar elementos de la naturaleza en energía, energía limpia. Existen cinco tipos de energía verde:

  • La energía solar fotovoltaica: aprovecha la radiación solar para transformar la energía en electricidad. Es la más conocida del sector y tiene numerosas ventajas.
  • La energía solar térmica: también aprovecha la radiación solar para la producción de agua caliente sanitaria. Puede utilizarse en viviendas, en instalaciones industriales y en el sector agrícola.
  • La energía eólica: aprovecha la fuerza del aire para convertir esa energía cinética en electricidad gracias a un generador. Cuando se habla de autoconsumo, puede llamarse energía minieólica.
  • La energía hidroeléctrica: también produce electricidad aprovechando la fuerza del agua.
  • La energía mareomotriz: en este caso se aprovecha la fuerza del mar.

La biomasa, por ejemplo, se considera una energía renovable, pero no limpia. La quema de biomasa produce CO2, es decir, gases contaminantes que producen efectos nocivos si se respiran. Además, se considera uno de los mayores problemas del efecto invernadero y, por ende, del cambio climático.

Beneficios del uso de energía limpia renovable

Posiblemente no sea la primera vez que leas que las energías renovables son la energía del futuro. Sus numerosas ventajas tanto para el medioambiente, la sociedad y la economía, han hecho que se considere un factor clave en muchos países para alcanzar un futuro sostenible. Algunos de sus muchos beneficios son:

  1. No contaminan, por lo que no tiene un impacto negativo sobre el medioambiente,
  2. No generan CO2. Los niveles de gases contaminantes en la atmósfera están, literalmente, por las nubes. Las fuentes de energía renovable son un gran avance para frenarlos, además de que ayudan a que el aire que respiramos sea mucho más limpio.
  3. Reducen la dependencia con los combustibles fósiles, como el carbón o el petróleo. El pasado mes de mayo publicamos una noticia sobre la decisión de la Unión Europea respecto a la dependencia de combustibles fósiles con Rusia y la estrategia que define la energía solar como la fuente más importante para reducir esta dependencia.
  4. Son inagotables: el Sol, el viento, el movimiento de las olas o el calor de la Tierra.
  5. Ayudan a ahorrar recursos naturales limitados.
  6. Fomentan la sostenibilidad. Avanzar en la transición ecológica significa estar más cerca de un modelo de energía más sostenible, y no solamente haciendo uso de las energías verdes, sino también incorporando pequeños hábitos cotidianos que pueden ayudar a frenar el cambio climático, como reciclar la basura o cerrar el grifo mientras te cepillas los dientes.
  7. Están generando nuevos empleos, ya que es un sector en crecimiento y surgen nuevas oportunidades.
  8. Reducen los costes de producción de la electricidad gracias a los avances tecnológicos que lo hacen posible.
  9. Reducen nuestra huella de carbono. La sostenibilidad sí es posible.

Motivos por los que apostar por la energía verde

Hace poco publicamos un artículo en el que describíamos cómo puedes hacer uso de las fuentes de energía renovable y qué opciones tienes. Cuando utilizamos energía verde, no solo evitamos contaminar el medioambiente, sino que también ahorramos a la salud pública los problemas derivados de la contaminación.

Tomamos por ejemplo la energía solar fotovoltaica. El autoconsumo a partir de este tipo de energía significa ser propietario de la electricidad que produces y, además, consumirla con total tranquilidad.

Forma parte del cambio con Svea Solar

En Svea Solar España ya hemos reducido más de 1.000 toneladas de CO2, lo que equivale a 1.4. millones de árboles plantados. ¿Quieres formar parte del cambio y avanzar hacia un futuro sostenible? Nuestros expertos pueden asesorarte y adaptarse a tus necesidades. Ponte en contacto con nosotros a través de este formulario y únete al autoconsumo.


Día Mundial del Medioambiente: te damos siete consejos para cuidar del planeta

05.06.22

All Hands 2022: el segundo encuentro de empleados de Svea Solar España

30.05.22

La Unión Europea amplia la obligación solar en todos los edificios residenciales para el 2029

27.05.22
  • Placas solares
  • Calculadora Solar
  • Cargadores de Coches Eléctricos
  • Baterías Solares
  • Blog
  • Prensa
Andalucia logo
International (English) España Sverige Deutschland Nederland België (NL) Belgique (FR)
© 2022 Org. nr 556955-1350+34 965 153 281